El MPF repudió las agresiones que el letrado expuso en una presentación formal y escrita, descalificando a la representante del Ministerio Público.

Un abogado de Cruz del Eje trató de “feminazi” a una fiscal en una presentación formal y escrita, hecho que fue repudiado por el Ministerio Público Fiscal.

A través de un comunicado de prensa, el organismo expresó “su absoluto rechazo por los términos utilizados por un abogado defensor (…) descalificando la labor de una representante de esta institución”.

“El acrónimo utilizado, además de atacar el trabajo de la Fiscala y su equipo, resulta particularmente agresivo con los movimientos defensores de los derechos de las mujeres”, agrega el parte que sostiene que “tratar de identificar estos movimientos con el nazismo, un régimen que se encuentra en las antípodas y del que nadie puede negar que fue autoritario y genocida, denota un uso banal y desmesurado del lenguaje y el ejercicio irresponsable de la función de defensor”.

“No toda expresión encuentra protección en el derecho a la libertad de expresión ni toda supuesta defensa se ve amparada por el legítimo y constitucional derecho de defensa. Las expresiones discriminatorias, injuriantes u ofensivas a la dignidad de las personas no encuentran ningún tipo de salvaguarda en los derechos, ni puede invocarse la Constitución precisamente para traicionar su espíritu profundamente democrático”, remarcó el MPF.

Y agregó: “En el marco de la Ley Orgánica del Ministerio Público Fiscal, que exige la promoción de acciones específicas para la igualdad de género, y en ejercicio de la representación de este Ministerio Público Fiscal, se realizarán las presentaciones necesarias para procurar las sanciones correspondientes a las expresiones agresivas vertidas por el abogado“.

“Respaldamos el trabajo desarrollado por la Fiscala y el equipo de la Fiscalía de Instrucción de Cruz del Eje, quienes realizaron una investigación con perspectiva de género y satisfaciendo el principio de la debida diligencia reforzada. Igualmente, instamos a las personas que integran el MPF a seguir trabajando desde esta perspectiva que nos exigen  los Tratados Internacionales de Derechos Humanos y que responde a las legítimas expectativas de la comunidad“, concluye el texto.