La hija de la vicepresidenta está alojada en el Sanatorio Otamendi, «evolucionando favorablemente».

La hija de la vicepresidenta Cristina Fernández, Florencia Kirchner, se encuentra internada desde el martes pasado en el Sanatorio Otamendi a raíz de un «proceso infeccioso».

«El Sanatorio Otamendi informa que la paciente Florencia Kirchner se encuentra cursando su segundo día de internación general por proceso infeccioso», confirmó en un comunicado la doctora Marisa Lanfranconi, directora médica del nosocomio.

El parte agrega que el estado de la joven «es bueno y evoluciona favorablemente del cuadro que generó su internación».

Asimismo, el comunicado aclara que «la paciente no presenta ningún síntoma compatible con Covid-19».