«La Justicia duerme la siesta», denunció el ministro de Ambiente a la vez que aseguró que «lamentablemente, el 95 por ciento de los incendios fueron intencionales».

El ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, Juan Cabandié, denunció ayer que «la Justicia duerme la siesta» respecto a los incendios que afectaron a 11 provincias en las últimas semanas y advirtió que «lamentablemente, el 95 por ciento de los incendios fueron intencionales».

En declaraciones a Radio Rivadavia, el funcionario sostuvo que «hay actividades productivas que tienen uso y costumbre de quemar. A algunos productores se les va de la mano, muchos son pequeños productores».

En este sentido, ejemplificó que «en el Delta del Paraná hay otra realidad» y denunció que «cada tres o cuatro días están prendiendo fuego».

«Apagamos fuego y a los cuatro días vuelven a encenderlo. Muchos recursos gastamos: tres aviones hidrantes, dos helicópteros, 90 brigadistas que exponen su vida. Es toda una logística. Hace cuatro meses que estamos con esa situación en el Delta y esos son los productores. Y la Justicia duerme la siesta», precisó.

Cabandié informó que «en Córdoba el fuego está controlado, en La Rioja queda un foco y en Corrientes, dos», al tiempo que agregó que «en el Valle de Punilla ya hay cuatro detenidos por estos hechos». «Solo hay dos focos en San Luis (que quedan pendientes), pero ya mandamos un avión hidrante», agregó.

«Ayer estuve en Rosario y estuve observando el trabajo que se hizo. Hoy ya arrancaron a las 7:00 de la mañana para seguir con las tareas para combatir el fuego», concluyó.